IndustriaNoticias

Amazon prohíbe la venta de plástico de un solo uso en su plataforma

Amazon dejará de vender artículos de plástico de un solo uso en la UE a partir del 21 de diciembre.

Amazon anunció que dejará de vender plástico de un solo uso en su plataforma, así como aquellos productos fabricados con plástico oxodegradable a partir del 21 de diciembre en España, otros países europeos, Reino Unido y Turquía.

De esta forma, el gigante de comercio electrónico prohibirá a los usuarios comercializar con platos, cubiertos, vasos e incluso bastoncillos de algodón. La compañía emitió un comunicado a sus vendedores en el que informa que la nueva política de la multinacional se alinea a la normativa europea destinada evitar los residuos plásticos.

Te puede interesar: Crean la primera cápsula de té hecha con Polipropileno Circular

Amazon se adelanta a la Unión Europea

La directiva europea 2019/904 fija para julio de 2021 la fecha en que los Estados Miembros de la Unión Europea implementen políticas dirigidas a limitar la venta de los llamados plásticos de un solo uso en favor de la economía circular.

Amazon se ha adelantado a esta fecha y ha dado dos meses como plazo para que sus vendedores dejen de comercializar productos y artículos fabricados con Poliestireno expandido como vasos, tapones, tapas y tazas, entre muchos otros.

En caso de que algunos vendedores tengan productos de este tipo almacenados en un centro logístico de Amazon, se podrán vender con fecha límite hasta el 20 de diciembre de 2010. También se podrá pedir que se trasladen a una ubicación escogida sin costo alguno.

La guerra contra el plástico ¿es la mejor opción?

Aunque la medida de Amazon se alinea con las directivas europeas, para muchos expertos prohibir el uso del plástico no es una garantía de que se reducirá el impacto ambiental de manera significativa.

Una de las principales dudas que origina la prohibición resulta del cambio de materiales de embalaje y sustituir productos modificando sus materiales, algo que podría contribuir, de hecho, al aumento de la contaminación.

Por ejemplo, fabricar bolsas de papel o de algodón deja una mayor huella de carbono que la fabricación de bolsas de plástico. Lo mismo ocurre con la utilización de botellas de vidrio, ya que suelen ser mucho más pesadas que el plástico, por lo que su transportación genera mayor contaminación.

Industria 4.0 en el sector del plástico: ¿cómo están cambiando las empresas?

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Translate »