SostenibilidadTecnologíaTop

ANIQ: mejorar los procesos no es una moda

Desde hace varios años, la ANIQ ha adoptado la economía circular como una nueva mecánica de trabajo alineada con los objetivos del Acuerdo Nacional para la Nueva Economía del Plástico.

Considerando los criterios y principios de la economía circular, la Asociación Nacional de la Industria Química (ANIQ), hizo un análisis dentro de la industria para saber de qué manera se podrían mantener los productos con mayor tiempo de vida útil, tratando, al mismo tiempo, de disminuir la extracción de materias primas vírgenes de la naturaleza.

Como refiere Rubén Muñoz, director de Medio Ambiente, Seguridad e Higiene de la ANIQ, para efecto de poder ligar el Acuerdo Nacional para la Nueva Economía del Plástico en México con los criterios que tienen la misma Fundación Ellen MacArthur y con las acciones y declaratoria que tiene el propio sector de la industria química, la ANIQ englobó sus operaciones de economía circular en cinco áreas:

1) Cero Pérdidas de Pellets, “evitar lo máximo posible que cualquier pellet salga de las instalaciones, y que no tenga contacto con ningún cuerpo de agua”;


Te puede interesar: Edmundo Rodarte Valdés es el nuevo presidente de la ANIQ


2) Ecodiseño, “aplicar principios de ecodiseño en distintos materiales, no solo para ser más eficiente el uso de materiales y recursos, sino que también para que estos productos puedan ser fácilmente recuperables, reciclables y reincorporables”;

 

3) Características de calidad, “una vez que empezamos a introducir productos acopiados, reciclados, postconsumo, postindustrial, obviamente tiene características de calidad diferentes, que no necesariamente impactan el nivel de certeza, calidad o seguridad que te puede brindar un producto”;

4) Planes de manejo postconsumo, “reconocemos que sí hay un problema con el manejo de los residuos y creo que todos estamos haciendo nuestra parte: Gobierno, tratando de establecer nuevas reglas de juego; Sociedad, tratando identificar y clasificar mejor los residuos, también entendiendo que debe hacer un consumo más responsable de todos los materiales y por supuesto nosotros, como Industria, en recuperar esos materiales”; y

5) Educación, “sentimos que por más planes de manejo que se tengan, por mejor infraestructura, por mejor calidad de las características de los materiales, si yo no estoy convencido de que debo separar los residuos, y no los coloco como debe de ser, la verdad es que no va a servir de nada”.

“Hace un par de años en ANIQ venimos adoptando la economía circular como una nueva mecánica de trabajo y me parece que ya desde hace algún tiempo trabajábamos en ello quizá con otros términos”.

Mencionó que es importante reconocer a nivel nacional y mundial que los residuos no son solamente plásticos, por lo que, a decir del experto, no se debe señalar a un solo sector o a un solo producto como culpable de la contaminación ambiental.

 

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
Translate »
GDPR Cookie Consent with Real Cookie Banner