Uncategorized

BASF y Adidas revolucionan el calzado para correr

Con el apoyo de los expertos en materiales de Basf, Adidas sigue innovando y perfeccionando su calzado. Su última aportación al mercado son las Energy Boost, unas zapatillas de running muy peculiares con una elasticidad y propiedades amortiguadoras únicas.

Correr está de moda. El avance en el diseño y materiales del calzado running avanza cada año al igual que el resto de la tecnología, como los smartphones y las televisiones. Ya no son simples zapatillas, son obras de ingeniera pensadas, diseñadas y ejecutadas para adaptarse a todo tipo de pies, personas y metas. Lo último en el mundo running son las Adidas Energy Boost, creadas con la colaboración de BASF, expertos en materiales y productos químicos y compañeros de Adidas desde hace más de 20 años en el desarrollo de nuevos materiales para este tipo de calzado.
El nuevo logro de BASF es la espuma Infinergy: un cúmulo de partículas que logran absorber el impacto de nuestro pie al correr, amortiguando las articulaciones de los corredores y ejerciendo una gran fuerza de rebote, proporcionando al corredor un retorno de la energía empleada.

La espuma Infinergy está realizada a partir de un Poliuretano Termoplástico Expandido. Para su creación, el material inicial es convertido en una espuma sometida bajo altos niveles de presión y calor aumentando su volumen hasta 10 veces y generando bolitas de espuma repletas de pequeñas burbujas herméticas de gas, siendo las responsables del gran efecto rebote de la espuma. Su efecto es como si se tratara de una pelota: a más aire en su interior, mayor será la fuerza de rebote de la misma.
Para el desarrollo de un par de Adidas Energy Boost, la multinacional necesita más de 2,500 bolitas de la espuma Infinergy tratadas con vapor caliente haciendo que el conjunto tome la forma deseada y uniéndolas entre sí para adquirir una forma estable sin alterar la estructura de celda de burbujas de aire a presión.

Muchos corredores están sorprendidos por el nuevo calzado, ya que amortiguan perfectamente el impacto del pie de corredores pesados y tienen un desempeño muy bueno hasta en los desafíos más largos, como lo pueden ser maratones, donde la amortiguación, flexibilidad y resistencia del calzado es fundamental.
Puede que la espuma que recubre la suela de la playera no parezca muy estética, pero los corredores no suelen escatimar —ni deben— en un calzado de calidad. Más aún si está avalado por los materiales BASF y la crítica especializada. Puedes ver toda la gama de zapatillas running Adidas Energy Boost en la tienda oficial Adidas.

 

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Translate »