Feria K 2022IndustriaNoticias

battenfeld-cincinnati, el camino hacia la K y a las líneas de extrusión automáticas

La operación fácil combinada con la máxima eficiencia en la producción, la reproducibilidad y la alta calidad de producto son los objetivos de la Inteligencia Artificial (AI) y la automatización propias de la Industria 4.0, aplicadas ya en las líneas de extrusión de battelfeld-cincinnati, las cuales operarán en la feria K 2022.

El especialista en extrusión battenfeld-cincinnati ofrece a los transformadores y dueños de marca módulos específicos para líneas de extrusión de láminas, películas, tubos y perfiles especialmente dispuestos para la Industria 4.0.

El futuro nos alcanzó, y Henning Stieglitz, CTO de battenfeld-cincinnati, señala que, “en la compañía ya ofrecemos un sinfín de módulos inteligentes que claramente simplifican la rutina diaria de producción”.

Hoy, debido a los cambios rápidos de productos en prácticamente todos los segmentos del procesamiento de plásticos, las empresas de extrusión deben responder a la brevedad para entregar los pedidos más pequeños y también minimizar los tiempos de configuración y limpieza, a fin de operar sus procesos productivos económicamente, sin perder calidad.

Bajo ese contexto, “battenfeld-cincinnati ofrece los componentes de automatización adecuados para cumplir exactamente con estos requisitos”, destaca Henning Stieglitz.


Te puede interesar: KraussMaffei partirá plaza con lo último en tecnología de moldeo por inyección en la K 2022


Sobre este punto, el directivo se detiene un momento para explicarnos que, en la extrusión de tuberías, “el sistema de cambio rápido de dimensión (FDC) ha sido bien establecido, de modo que las dimensiones de la tubería se pueden modificar durante la producción dentro de una amplia gama de diámetros diferentes”.

Prácticamente con solo presionar un botón, este sistema cambia el espacio de fusión en la matriz de la tubería, así como en todos los agregados aguas abajo, desde las unidades de calibración y enfriamiento hasta la sierra de corte automático y de arrastre, cosa que nos sorprende positivamente, no solo a Ambiente Plástico, sino a toda la industria.

En función de lo expresado por el entrevistado, hay que agregar que, además de una operación muy fácil sin el trabajo de configuración de la máquina que consume mucho tiempo, la cantidad reducida de desechos de producción es otra ventaja significativa.

La máquina amiga

Las líneas de extrusión de láminas y tableros de battenfeld-cincinnati también cuentan con ayudantes prácticos: 1) El sistema de operación combinado para la extrusora, 2) la bomba de fusión, 3) la pila de rodillos y 4) el equipo posterior en la extrusión de láminas, lo que hace que la puesta en marcha sea mucho más fácil.

Sorpresa, sorpresa, “este es un gran valor agregado, especialmente en líneas complejas de varias capas, pues, una vez que se ha insertado la hoja de inicio, los componentes de la máquina pueden arrancar simultáneamente presionando un botón, por lo que todo el proceso de puesta, si así lo deciden los dueños de marca, podría estar a cargo de un solo operario, y sin ningún problema”.

¿Qué significa todo eso? Que al transformar el plástico mediante el proceso de extrusión con tecnología de battenfeld-cincinnati se ahorra tiempo y costos, y se reducen los desperdicios de puesta en marcha, lo que aporta significativamente a los compromisos globales en torno a la economía circular.

Para darles a estas líneas de extrusión mayor impacto en el mercado global, la compañía desarrolló un módulo que ajusta automáticamente el espesor de chapa seleccionado al cambiar de producto.

“Durante la producción de láminas, pueden ser necesarios ajustes de la temperatura del rollo, lo que invariablemente conduce a un cambio mínimo en el diámetro del mismo. El sistema de compensación de balanceo corrige y maneja los reajustes automáticos continuos”.

Un llamado a los procesadores de PVC

En el procesamiento de PVC, la parada automática para el enjuague semiautomático de la extrusora y la matriz ha demostrado su eficacia en repetidas ocasiones. Este proceso, a decir de Henning Stieglitz, es activado por el operador en el sistema de control de la extrusora.

“En este proceso se detiene la alimentación del material de producción y se controla la presión de fusión en la punta del husillo; todo eso, tan pronto como la presión cae por debajo del valor límite establecido, lo que significa que la extrusora se ha vaciado”.

Así, pues, especifica el ejecutivo, “se pone en marcha el segundo dispositivo de dosificación con la mezcla de detergente y ésta se alimenta hasta que solo sale detergente de la matriz, momento en el cual la extrusora se puede apagar”.

Para la extrusión de PVC, battenfeld-cincinnati también desarrolló Steady flow, un dispositivo para minimizar las fluctuaciones de presión que, como parte del proceso, siempre se producen en las extrusoras de doble husillo contrarrotativas.

“La velocidad del husillo se modifica para compensar casi por completo las diferencias de presión. Esto minimiza las fluctuaciones de presión y, en consecuencia, las pulsaciones en el flujo de fusión para garantizar una mejora significativa en la calidad del producto semiacabado”.

Todo eso y más, se podrá observar en tiempo real en la feria K, del 19 al 26 de octubre, en Düsseldorf, Alemania.

¡Allí nos vemos!

 

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
Translate »
GDPR Cookie Consent with Real Cookie Banner