IndustriaNoticias

¿Bioplásticos a partir de la madera? Es posible

Producir plásticos biodegradables sigue siendo un proceso costoso, además de que se requieren productos químicos tóxicos con resultados, muchas veces, deficientes en materia de resistencia mecánica y estabilidad. Investigadores de la Universidad de Maryland, sin embargo, podrían haber encontrado una alternativa a estas dificultades.

Un equipo de investigación, dirigido por el investigador YSE Yuan Yao y Liangbing Hu, profesor de la Universidad de Maryland, ha creado un bioplástico de alta calidad a partir de subproductos de madera, material que podría ser utilizado para reducir la cantidad de desechos plásticos que se produce en el mundo.

Si bien es cierto que cada vez son más los estudios en torno a los bioplásticos, producir materiales renovables y biodegradables sigue siendo un proceso costoso, además de que se requieren productos químicos tóxicos con resultados, muchas veces, deficientes en materia de resistencia mecánica y estabilidad.

Los investigadores de la Universidad de Maryland han utilizado subproductos de la madera en lo que parece una nueva oportunidad producir bioplásticos más duraderos y sostenibles.


Te puede interesar: RadiciGroup se une a la iniciativa «Monitor for Circular Fashion»


Un bioplástico resistente

El estudio publicado en Nature Sustainability describe el proceso de deconstrucción de la matriz porosa de la madera natural en una lechada. Los investigadores dicen que el material resultante muestra una alta resistencia mecánica, estabilidad al contener líquidos y resistencia a la luz ultravioleta. También se puede reciclar o biodegradar de forma segura en el entorno natural y tiene un menor impacto medioambiental durante el ciclo de vida en comparación con los plásticos a base de petróleo y otros plásticos biodegradables.

“Hay muchas personas que han intentado desarrollar este tipo de polímeros en plástico, pero los hilos mecánicos no son lo suficientemente buenos para reemplazar los plásticos que usamos actualmente, que están hechos principalmente de combustibles fósiles”, señaló Yao. «Hemos desarrollado un proceso de fabricación sencillo y directo que genera plásticos a base de biomasa a partir de madera, pero también plástico que también ofrece buenas propiedades mecánicas».

Para crear la mezcla de lechada, los investigadores utilizaron un polvo de madera, un residuo de procesamiento que generalmente se descarta como desperdicio en los aserraderos, y deconstruyeron la estructura porosa y suelta del polvo con un solvente eutéctico profundo (DES) biodegradable y reciclable. La mezcla resultante, que presenta entrelazamiento a nanoescala y enlaces de hidrógeno entre la lignina regenerada y las micro / nanofibrillas de celulosa, tiene un alto contenido de sólidos y una alta viscosidad, que se puede moldear y enrollar sin romperse.

El bioplástico resultante tiene numerosas aplicaciones, explicó Liangbing Hu, profesor del Centro de Innovación de Materiales de la Universidad de Maryland y coautor del artículo. Se puede moldear en una película que se puede utilizar en bolsas de plástico y embalajes, uno de los principales usos del plástico comercial y causa de la producción de residuos en varias regiones del mundo.

Hu también dice que debido a que el bioplástico se puede moldear en diferentes formas, también tiene potencial para su uso en la fabricación de automóviles.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
Translate »
GDPR Cookie Consent with Real Cookie Banner