BioplasticosI+D+IIndustriaInnovaciónMaterias PrimasNoticias

Desarrollan espumas biodegradables para diversas industrias

Especialistas del CIQA innovan con polímeros y materiales biodegradables a partir de residuos de agave.

José Francisco Hernández Gámez, Catedrático Conacyt adscrito al Departamento de Procesos de Transformación de Plásticos en el CIQA (Centro de Investigación en Química Aplicada), explicó que a las dos fases de un polímero celular en un material: 1) fase matriz polimérica; 2) fase dispersa en forma de gas, se les puede incorporar materiales orgánicos o inorgánicos. Por ejemplo, la fibra de agave como desecho orgánico de la industria del tequila.

De acuerdo con el experto, una vez que se procesa el corazón o piña de agave para la obtención del tequila, el residuo generado no tiene un uso en particular, por lo tanto es desechado, pero cobra valor al incorporarlo a polímeros celulares.

“Comenzar con el desarrollo de estos materiales no fue tarea fácil, porque en un principio contábamos solamente con el conocimiento básico. No teníamos, por ejemplo, las pruebas de concepto que tenemos ahora”, sentenció.

Adicional, aseguró que en México ya hay industrias que se dedican a manufacturar productos con este tipo de materiales, apoyados con tecnología importada de otros países.

Dentro de esta innovación, el CIQA ha fortalecido la línea de investigación de polímeros celulares en conjunto con el doctor Florentino Soriano Corral, Investigador Titular del Departamento de Proceso de Transformación de Plásticos.

El proyecto a mediano plazo pretende explorar la parte de procesos de espumado en continuo a través de la extrusión.

Etiquetas
Botón volver arriba
Cerrar