AP95Articulo de Portada

La expansión del soplado: de 5 ml a 5,000 litros

Por Mónica Conde

INYECCIÓN SOPLADO (IBM)

Este proceso se dirige al mercado de envases pequeños, de menos de un litro, utilizado distintos tipos de plásticos, sobre todo Polietileno (PE) y Polipropileno (PP), aunque también plásticos como el Polietilén Tereftalato (PET), Copoliésteres (PETG) y hasta Poliestireno (PS) y sus copolímeros.
Jomar es un fabricante de maquinaria de moldeo por inyección y soplado de Estados Unidos, con una importante presencia en el mercado mexicano, particularmente en empresas que abastecen productos a las industrias Farmacéutica, Médica y de Productos para el hogar.
Su lanzamiento más reciente fue un modelo denominado PET TechnoDrive 65, diseñado para producir envases de PET y con la flexibilidad de poder procesar PP y PE, únicamente cambiando de husillo y haciendo algunos ajustes menores.
Es un equipo de alta velocidad que alcanza un tiempo de ciclo seco de 1.7 segundos, lo que la convierte en una de las tecnologías más rápidas de la industria. Durante la K 2019 presentó este modelo con un molde de botellas de perfume de 50 ml en PET transparente, en un molde de seis cavidades.
Ossberger, de Alemania, es otra firma pionera en la fabricación de máquinas para moldeo por inyección soplo desde el año de 1966, y se especializa en equipos que producen fuelles de distintos tipos para uso automotriz e industrial.
El proceso Pressblower diseñado por esta firma, combina diferentes técnicas y se caracteriza por lograr extremos terminales exactos y una distribución perfecta del material en los pliegues.
Primero, se inyecta la parte de la cabeza, luego el molde de inyección se mueve hacia arriba y se extruye una cantidad determinada de plástico, de modo que se forma una preforma tubular, que ya tiene una distribución exacta del grosor de la pared. En el siguiente paso, el molde se cierra alrededor de la preforma y es soplado por aire comprimido a la forma deseada.

EL PET SIGUE SUSTITUYENDO OTROS MATERIALES

Enrique Correa Oviedo, Ejecutivo de Servicio Técnico Alpekpolyester
EL PET sigue sustituyendo a los contenedores de vidrio y aluminio, y a otros plásticos. Por sus propiedades de transparencia, alta resistencia, durabilidad y alta barrera, sigue siendo la mejor opción, ya que no representa riesgos para la salud; es un material ligero y reciclable, además de que tiene una gran variedad de aplicaciones en envases reutilizables.
El uso de resinas con material reciclado apoyará a iniciativas de responsabilidad social, y mantendrá la calidad de los productos, sin afectar sus atributos.
Las empresas renuevan equipos para nuevas aplicaciones, y consideran temas en torno al ahorro de energía, optimización de procesos, y conciencia ecológica.
Para el proceso de Soplado las tendencias en tecnología son: el secado de la resina, optimizar consumos de energía, máquinas de Inyección que permitan bajar ciclos y mayor productividad, equipos de soplado de alta cadencia, así como nuevos diseños de envases aligerados, mayor productividad, máquinas de Inyección-Soplado de una etapa para desarrollos de productos especiales, operaciones In-house, entre otros.
Los retos van de la mano con la economía del país. Actualmente, experimentamos un paro en el desarrollo –cercano a una recesión–, lo cual aumenta el riesgo de nuevas inversiones en modernización de tecnología.
Los transformadores están buscando medios para reducción de costos, pero de manera muy cautelosa. Por su parte, las recientes normativas ambientales están forzando a realizar cambios que permitan a las compañías ser más ecológicas.
Grupo Alfa es un consolidado de empresas con presencia en 28 países y más de 86,000 empleados. Alpek es la firma que controla y administra los negocios petroquímicos de Grupo Alfa. A través de su división de Alpekpolyester constituye el segmento de Negocios de Poliéster que contemplan el Ácido Tereftalico purificado (PTA), Polietilentereftalato (PET), y Fibras Poliéster. Es el mayor productor integrado de PTA-PET de toda América. Opera 16 plantas de Poliester (Estados Unidos, México, Argentina, Brasil y Canadá) e incluye tres plantas de reciclado, con una capacidad total aproximada de 5.8 millones de toneladas anuales.
La empresa trabajar en conjunto con los clientes en nuevos desarrollos, puesto que la demanda futura exige aumentar contenidos de reciclado, lo que representa un reto tecnológico en toda la cadena de suministro.
Alpekpolyester está convencido que la solución al problema de contaminación de los plásticos radica en el reuso y en el reciclado de los mismos, hoy día la empresa cuenta con resinas con un porcentaje de material reciclado.

ESTIRADO SOPLADO (SBM)

La maquinaria de estirado soplado se dirige a los mercados de gran volumen, como es el caso de aguas y bebidas carbonatadas, utilizando PET sobre todo.
¿Los envases y embalajes plásticos pueden ser sostenibles? La respuesta es afirmativa, pero siempre y cuando se produzcan conservando los recursos naturales y permanezcan dentro de un círculo cerrado. Esta es la premisa que siguen los fabricantes de maquinaria de producción elevada para todos sus desarrollos.
La firma italiana SIPA puede sentir orgullo de ello. Durante mucho tiempo, trabajó sola y con algunos socios para desarrollar tecnologías de producción de envases de PET y nuevos diseños que minimicen el uso de materia prima y energía.
Krones ofrece una solución para cada paso del proceso. Desde el diseño de embalajes primarios y secundarios con poco material hasta la manufactura de envases con poca energía, y reciclaje post consumo de los plásticos. El objetivo es lograr una fabricación de productos sostenibles para bebidas con un círculo PET cerrado.
“En la producción de preformas cuenta cada décima de segundo de tiempo de ciclo y cada décimo de gramo de peso”. Pero se necesitan dos cosas: primero, un conocimiento profundo sobre las propiedades y el comportamiento de los diferentes materiales de las preformas; y, segundo, un entendimiento de los procesos de fabricación, durante el moldeo por inyección de las preformas y en el estirado y soplado de los envases.
Para la inyección de preformas, durante la K 2019, Husky Injection Molding Systems, de Canadá, y líder de tecnología industrial para la comunidad de procesamiento de plásticos, presentó nuevas soluciones encaminadas a lograr mayor flexibilidad, velocidad y ahorros de energía, además de la posibilidad de procesar material 100% reciclado post consumo.
Para demostrarlo, exhibió (entre otras cosas) una inyectora que fabricaba una preforma de 12.1 gramos en un molde de 96 cavidades, en un tiempo de ciclo de 6.2 segundos.

Página anterior 1 2 3 4 5 6 7Página siguiente

Publicaciones relacionadas

Mira también
Cerrar
Botón volver arriba
Translate »