IndustriaNoticias

Plásticos a base de azúcar resistentes, reciclables y degradables

Un grupo de investigadores creó dos compuestos orgánicos diferentes a partir de alcoholes de azúcar y los utilizaron como componentes básicos para sus plásticos.

Investigadores de la Universidad de Birmingham y la Universidad de Duke desarrollaron un plástico elaborado a base de azúcar, material que esperan pueda ser una alternativa a los plásticos vírgenes.

Los investigadores desarrollaron dos tipos de materiales: uno que es similar al caucho y otro que es resistente pero flexible como muchos plásticos que se usan en la vida cotidiana. El rendimiento de estos plásticos sostenibles, destacaron, es igual o superior al de los plásticos comúnmente disponibles, además de ser degradables y fáciles de reciclar. A diferencia de otros plásticos reciclables, sus propiedades mecánicas no se ven afectadas después de ser reprocesados.

Una alternativa a los plásticos fósiles

Si bien en años recientes se ha debatido intensamente sobre los beneficios de los plásticos biodegradables, materiales hechos a partir de fuentes renovables como el almidón de maíz o caña de azúcar, su implementación masiva todavía parece estar muy lejos.

Te puede interesar: Plásticos a base de azúcar resistentes, reciclables y degradables

Aunque muchos de estos materiales ya están en el mercado, la mayoría de estos se degradan en instalaciones de compostaje industrial y deben ser separados de otros plásticos.

Las propiedades mecánicas de los plásticos sostenibles conocidos tampoco coinciden con las de los plásticos disponibles comercialmente, destaco Matthew Becker, profesor de química en la Universidad de Duke, quien dirigió el nuevo trabajo con el profesor de química de la Universidad de Birmingham, Reino Unido, Andrew Dove.

“Muchos otros han usado azúcar y materias primas de origen sostenible para sintetizar materiales. Sin embargo, las propiedades son a menudo deficientes y, por lo tanto, no son útiles en aplicaciones comerciales», puntualizó el profesor.

Para hacer frente a este reto, los investigadores crearon dos compuestos orgánicos diferentes a partir de alcoholes de azúcar y los utilizaron como componentes básicos para sus plásticos. Los dos compuestos contienen estructuras en forma de anillo hechas de los mismos átomos, pero sus propiedades difieren según la forma en que los átomos están dispuestos entre sí.

Según el estudio, “el plástico hecho de uno de los compuestos es tan rígido pero maleable como los plásticos comunes y tan fuerte como los plásticos de alta tecnología como el Nylon-6. El otro compuesto da plásticos que son igual de fuertes pero también tienen propiedades elásticas mejores que las de los cauchos conocidos”.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
Translate »
GDPR Cookie Consent with Real Cookie Banner