AP88Articulo de PortadaTop

Reciclar la Imagen

El reciclaje en las empresas

Negocios que surgen de resolver un problema

Juan Antonio Hernández, Director General de Placoyt

“Hace 24 años era una costumbre que el recorte necesario para formar las bolsas tipo camiseta se descartara, ya que no existía la cultura del reciclaje en México”, recuerda Juan Antonio Hernández, quien percibió que esta situación era una oportunidad para hacer negocio.

Al principio, los productores pagaban por deshacerse de sus desperdicios, pero en cuanto las materias primas comenzaron a subir de precio, los desperdicios fueron adquiriendo valor y se comenzaron a vender.

Actualmente, en Placoyt adquieren distintos tipos de desperdicios post industriales y comerciales, por ejemplo, aquellos que generan las empresas armadoras de automóviles y de electrodomésticos, como son los embalajes de los componentes importados, y los que se desechan en los centros de distribución de tiendas de autoservicio y supermercados, principalmente películas estirables y termoencogibles que se elaboran con LDPE y LLDPE.

Esta planta tiene capacidad para reciclar 800 toneladas mensuales de polietileno y fabrican 650 ton/mes de bolsa tipo camiseta con material 100% reciclado, ya que es un producto que favorablemente perdona el calibre, la textura y el color, pero no la calidad de resistencia y capacidad de carga. “Nuestra tecnología la hemos desarrollado nosotros mismos en base a la experiencia, adaptando equipos de diferentes fabricantes de distintas partes del mundo”.

Los negocios de reciclado son una gran ayuda para evitar que una buena parte de los desperdicios que se generan en las industrias terminen en tiraderos, generan empleos y contribuyen al cuidado del medio ambiente.

“En un lapso de 10 años, México aumentó de reciclar un 10% al 30 % de sus desperdicios de Polietileno”, asegura, Juan Antonio Hernández.

Desafortunadamente, del año 2003 a la fecha se han generado 52 iniciativas de ley a nivel nacional contra el uso de la bolsa de un solo uso; 26 iniciativas contra los popotes y desechables, lo cual destaca el desconocimiento que tienen los legisladores en relación con esta industria.

En su calidad de presidente de Anipac y miembro de Imboplast, Juan Antonio Hernández llama a la unidad a los empresarios del sector Plásticos para defenderse contra dichas iniciativas. “Tanto los productores y distribuidores de materias primas, como los comercializadores maquinaria y equipo y los transformadores debemos estar en sintonía y ser conscientes del efecto que causa la mala imagen del plástico. Es tiempo de que la industria se una, que entendamos que solos no logramos nada. Los invito a informarse, a que se afilien a alguna cámara o asociación y que busquemos la unidad”.

Página anterior 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14Página siguiente
Etiquetas

Artículos relacionados

Te interesa

Close
Close